semillas de calabaza en una cesta de mimbre con semillas de calabaza y una calabaza al rededor, sobre una telar de mimbre




Cómo secar semillas de calabaza para sembrar




Ya sea que te guste ingerir los nutrientes o simplemente la germinación no sea uno de tus mayores fuertes, que bueno que estás aquí. Te enseñaremos en simples pasos, cómo secar semillas de calabaza para sembrar. Si bien lleva su tiempo, es un proceso entretenido y fácil de realizar. Una de las grandes ventajas que nos ofrecen estas semillas, es su tamaño, posibilitándonos el hecho de extraerlas de la propia pulpa de calabaza con facilidad.




semillas de calabaza en una cesta de mimbre con semillas de calabaza y una calabaza al rededor, sobre una telar de mimbre



Pasos para secar semillas de calabaza




  1. Deberemos de vaciar la calabaza, ya sea con la mano o con una de nuestras herramientas para tallar calabazas, donde extraerás sus semillas.



  2. Persona sacando semillas y pulpa del interior de la calabaza



  3. Pasaremos a limpiarle la pulpa de su superficie.



  4. Semillas de calabaza con pulpa en su superficie



  5. Las introduciremos ya limpias, dentro de un recipiente o bol con agua tibia, donde las dejaremos reposar un período de 1:30 hs aproximado, para pasar a seleccionar cuales serán de utilidad y cuales no.



  6. Persona colocando agua tibia sobre un bol con semillas de calabazas



  7. Una vez terminado este período de tiempo, retiraremos todas aquellas que floten sobre la superficie, para quedarnos con aquellas que se encuentren en el fondo.



  8. persona dando vuelta una semilla de calabaza con la mano



  9. Luego pasaremos a secarlas con papeles absorbentes o de cocina, durante 10 min, evitando así que se generen hongos.



  10. Semilas de calabazas sobre una servilleta



  11. Una vez pasados los 10 min, las colocaremos sobre una bandeja (no deben estar muy juntas unas de otras, es necesario que se respete un espacio entre unas y otras), si deseas puedes colocar servilletas en el fondo de la bandeja para acelerar el proceso.



  12. Semillas de calabaza sobre una serivlleta que se encuentra sobre una bandeja de marmol



  13. Ya dispuestas sobre una bandeja, procederemos a colocarlas al aire libre (es necesario que este sitio se encuentre libre de humedad).



  14. lugar al aire libre sin humedad



  15. Las dejaremos reposar en ese mismo sitio durante 25 o 30 días.



  16. bob esponja sentado esperando



  17. Debemos darlas vuelta durante todos los días, mientras dure este proceso, para evitar que se genere moho en su superficie.



  18. persona dando vuelta una semilla de calabaza con la mano



  19. Finalmente culminado el período mencionado, procederemos a colocarlas sobre una bolsa, la cual se mantendrá lo más alejado posible de la humedad. Y estarán listas para ser sembradas o consumidas.



  20. Semillas amontonadas en un recipiente con una calabaza a su lado






Nuestra puntuación
¡Haz clic para puntuarnos!
(Votos: 1 Promedio: 5)

Deja un comentario